sábado, 21 de junio de 2008

Hoteles encuentran forma de competir en igualdad de condiciones

Existe una reglamentación para medir la calidad del servicio, infraestructura y seguridad de estos establecimientos.
Para que un establecimiento de este tipo pueda ser reconocido ante el Instituto Colombiano de Normas Técnica (Icontec), debe cumplir con los requerimientos exigidos por esa entidad, tomando como base la reglamentación que comenzó a regir en 2006.La norma dio plazo a las compañías de comenzar el proceso de certificación hasta septiembre de ese mismo año y desde entonces, al tema de competencia en materia en calidad y servicio se le sumaron estándares precisos con los cuales un hotel puede clasificarse en un rango de categorías e implementar sistemas de gestión en diferentes áreas.Según Enrique Aranguren, profesional de normalización de Icontec, actualmente, los hoteles pueden obtener diferentes certificaciones como la de Sistemas de Gestión (ISO 9000), la certificación de sistema de gestión medioambiental (ISO 14000), la certificación de seguridad y salud ocupacional (Ohsas 18000) y la certificación de categorización (NTSH 006) la cual va desde una hasta cinco estrellas.Las estrellasPara Hayda Suescun, directora de proyectos de Tourism Consulting, en lo que se debe fijar un huésped al llegar al hotel que es cinco estrellas no es en los lujos del establecimiento si no mas bien en la calidad, rapidez y efectividad del servicio que se recibe, pues esto es lo que realmente se valora cuando un hotel es categorizado por estrellas. “Entre más estrellas y certificaciones tenga un hotel, significa que tanto su servicio como calidad son excelentes”, dice. Desde hace unos años, la firma Hoteles Royal Bogotá ha venido trabajando para certificar a todos sus establecimientos a la certificación ISO 9001, como también en la categorización cinco estrellas para mejorar su servicio. Así mismo, se han iniciado los estudios correspondientes para acatar la recomendación de Cotelco que es mucho más beneficioso tener todos los hoteles de la cadena bajo una misma categoría. La empresa asegura que las inversiones en este tema totalizarán entre 60 millones de pesos y 70 millones de pesos. “Este tipo de normatividad de los hoteles garantiza a los clientes una estandarización del servicio en Colombia”.En el caso del hotel Crowne Tequendama, desde 2004, el Hotel Tequendama comenzó con su proceso de certificación y categorización en servicio. Esta iniciativa permite que cuente con cuatro certificaciones de calidad, incluida la de categorización de cinco estrellas. “Hoy el Hotel está completamente remodelado, ofreciendo un producto altamente competitivo gracias a su concepto ‘Sleep Advantage’”. Dice que es un concepto que ha cautivado nuevos mercados. Durante 2007, el hotel registró un total de ingresos de 43.252 millones de pesos, presentando un incremento de 20 por ciento frente a 2006. Así mismo las ventas en habitaciones fueron de 16.465 millones de pesos, logrando un incremento de 27,75 por ciento frente al mismo periodo del año anterior.Anticipándose a la aplicación de la normaEl hotel Bogotá Sofitel Victoria Regia permitió que un ente regulador como Bureau Veritas Certification realizara auditorias y todo el estudio necesario para certificarse bajo la norma ISO 9001:2000, y el otorgamiento de la certificación de cinco estrellas. El hotel realizó una inversión de 6.000 millones de pesos en la remodelación de sus instalaciones, y fue certificado antes de comenzar las obras. Los estándares implementados ayudaron a que antes de pensar en mejorar las instalaciones se hayan superado las pautas establecidas por la norma.