jueves, 25 de febrero de 2010

LA TECNOLOGIA AL SERVICIO DE LA MODA Elegancia 2.0 para el hombre de hoy

Por Ángela María Calderón
Especial para EL NUEVO SIGLO

La llegada de las redes sociales permite que las personas en se puedan comunicar en tiempo real pero también posibilita a los diseñadores, enseñar a la gente a vestirse de manera adecuada.

BERE CASILLAS, diseñador español que se ha destacado en no sólo en su país sino en toda Europa la tendencia de la Elegancia 2.0, enseña a los hombres cómo escoger y lucir las prendas por medio de videos montados en diferentes portales. De esta forma, educa para la moda a los hombres en el mundo.

En diálogo exclusivo con EL NUEVO SIGLO, el diseñador expone las nuevas tendencias en prendas masculinas, que son una mezcla de elegancia, futurismo y comodidad.

EL NUEVO SIGLO: ¿En qué consiste la moda de la Elegancia 2.0?
BERE CASILLAS: Hace unos años, vistiendo a mis propios clientes, descubrí un detalle que me llamó poderosamente la atención: no por vestir bien un hombre era realmente elegante. También descubrí que un hombre que tuviera claro que es ser un caballero, podía dar un salto mas allá si usaba una ropa apropiada, porque la materia básica que se necesita para verse y lucir bien, ya está en su interior.
Resumiendo, la Elegancia 2.0 es un concepto que se divide en dos partes muy diferenciadas: la interior, que consiste en desarrollar al máximo el potencial que cada hombre puede sacar de sí mismo, actitudes ante los problemas, ante los proyectos laborales, ante la adversidad, ante una dama, saber estar, saber sonreír, saber hablar en el tono adecuado, en los momentos adecuados y sobre todo aprender a seducir, no sólo en el concepto sexual de la palabra.
Y, la segunda parte es el exterior, la forma en la que los demás nos ven, nos perciben y con la que transmitimos cómo somos realmente. Sólo con mirar detenidamente a un hombre, desde los pies a la cabeza, podemos llegar a sacar importantes conclusiones de cómo es ante la vida y, sobre todo, ante el trabajo. Parece mentira que algo tan obvio pase sin importancia para la mayor parte de los hombres, cuando es el espejo de su personalidad.

E.N.S: ¿Cómo nació la idea de crear este concepto?
B.C: La aparición en nuestra vida de las redes sociales, Twitter, Facebook, YouTube, Xing y, en España, Tuenti, fue para mí uno de los mejores regalos que la tecnología me ha dado. El poder de comunicación que podemos tener es impresionante, llegar a miles y miles de personas en el mundo en tiempo real, se han convertido en la catapulta del concepto de Elegancia 2.0.
En una empresa como la mía, situada en la ciudad de Granada, España, sin el apoyo de Internet y las redes sociales, hubiera sido absolutamente imposible llevarla a cabo, es decir, haber llegado a hacer realidad este concepto.
Voy aún mas allá, nunca imaginé que incluso en el continente americano se pudiera estar hablando de Elegancia 2.0 si no hubiera existido la magia de la tecnología. Ahora podemos comenzar a formar a hombres, desde nuestros sitios en redes sociales, desde nuestros canales de video y desde nuestros blogs.
Realmente es casi como un milagro, puedo hablar de moda, de tendencias, puedo explicarle a cualquier persona, en cualquier lugar del mundo, cómo se hace un nudo de corbata Alucinante, cómo se plancha una camisa perfectamente, cómo tiene que pedir a la tienda donde vaya a comprar un traje que le ajusten el largo del pantalón o el largo de la manga y así, hasta cómo tiene que doblar un traje para llevarlo de viaje y que lo encuentre impecable.

E.N.S: ¿Cuál ha sido su trayectoria como diseñador?
B.C: En 1983 comencé en el taller de sastrería de mi padre a trabajar, arranque desde lo más bajo, aprendiz de entretelas, cosiendo botones, ayudando en la plancha. Tres años después descubrí que esto de la sastrería me encantaba y desde entonces jamás he dejado de trabajar.
En 2004 comencé mi especialización en alta costura, creando mi propia línea de trajes de Ceremonia, siempre dentro de la empresa familiar y, por fin, en febrero de 2006 me independicé laboralmente de mi familia y abrí mi primera tienda bajo la marca "Bere Casillas Ceremonia". El proyecto final es abrir el máximo de tiendas que mi capacidad y mi edad me permitan.

E.N.S: ¿Cómo empezó este negocio y como lo dio a conocer?
B.C: En septiembre de 2008, por causalidad, en una conversación mantenida con un proveedor de mi tienda le expuse que tenia interés en entrar en Internet a vender. Me recomendó con mucha insistencia que siguiera a Roberto Cerrada, un magnifico consultor y estratega en la red. Tras escucharlo y comprender la esencia que encerraba el mundo de las redes sociales, me mostró el gran secreto que encierra la venta a través de una tienda electrónica. Desde ese momento me he dedicado a posicionar una marca de calidad y confianza desde internet.

E.N.S: ¿Qué se impone esta temporada?
B.C: Tengo que matizar que siempre hablo de lo que se mueve y se lleva en España e Italia. Supongo que todas estas tendencias llegan a América algo después. Es sabido que el Viejo Continente sigue marcando la moda casi en todo el mundo.
Afortunadamente se vuelve apostar tremendamente por los trajes, con y sin corbata. Marcando tendencia están los negros, grises oscuros y medios y el marrón oscuro, chocolate y canela volverán con una fuerza que desde prácticamente los 60 o 70 no se había visto. También se impondrán las americanas o sacos más cortos muy ajustados en cintura y fundamentalmente con uno o máximo dos botones, una o dos aberturas en la espalda. Pantalones sin pinzas o pliegues y ceñidos también desde muslos a bajos, estilo denominado en Europa, tipillo.

E.N.S: ¿Qué es lo más recomendable y necesario para que un hombre siempre luzca elegante?
B.C: Sobre todo cuidado en el aseo personal. Parece que estoy hablando de otro concepto, pero un hombre que no tenga presente esto, a pesar de que pueda lucir un magnífico vestuario, no tendrá nunca elegancia.
Muchos hombres piensan que vistiendo grandes firmas, compran con ellas la elegancia. No hay nada más vacío que eso. Primero se es elegante por dentro y después el reflejo se palpa hacia el exterior. Un equilibrio correcto entre lo uno siente por dentro y lo que transmite fuera es la clave perfecta para que comiencen a llamarte elegante y caballero.

E.N.S: ¿Que es lo que no debe hacerse para lucir siempre bien?
B.C: Este tema me encanta. Jamás un hombre que quiera lucir bien debe de descuidar los siguientes detalles: el corte de su cabello, el vestuario adecuado para su lugar de trabajo y la prenda a llevar para salir a cenar, o a un evento especial.
Nunca usar camisas de manga corta, aunque haga un calor tremendo. Es tan fácil como subir las mangas de la camisa unas vueltas hacia arriba, ese efecto es igual que llevar manga corta y sin embargo ganaremos tremendamente en elegancia. Está terminantemente prohibido usar manga corta con americana o saco.
Bajo ningún concepto usar sudadera para otra cosa que no sea hacer deporte o pasear por el campo, nunca y repito, nunca, usar ropa deportiva para salir de compras, aunque sea a la esquina. Un detalle que la mayor parte de los hombres descuidamos y sin embargo dice mucho de la persona son los zapatos que siempre deben estar limpios, impecables.
Consejos de amigo fuera de la forma de vestir: no hablar a voces, no reír estrepitosamente a carcajadas, no intentar llamar la atención (ésta sólo se llama sola cuando tienes todo correcto) y sobre todo, uno de mis grandes secretos, es que aunque todo este difícil y duro, nunca falte una sonrisa en tu rostro.

E.N.S: ¿Qué accesorios marcan tendencia?
B.C: Sin lugar a dudas este es el año del retorno de los gemelos o mancuernillas. Todo hombre que se precie de ser elegante en su vestir y que use traje a diario, tiene que comenzar a cambiar definitivamente los arcaicos botones de sus mangas y comenzar a sustituirlos por gemelos. Afortunadamente ya los tenemos de casi todos los estilos, formas y maneras: el metal en mate o mezclando brillo con mate, es lo que está causando sensación. Por otro lado, las corbatas se estrechan en torno a los 7 cm y 8 cm. Los chicos más jóvenes en España vuelven a apostar por la corbata muy estrecha: 2.5 a 3 cm.

E.N.S: ¿Como vestir informal sin dejar de ser elegante?
B.C: Utiliza una buena armonía en los colores de pantalón, camisa y jersey. No es correcto mezclar colores que no tienen relación entre si para usar en la parte de arriba, con la de abajo. Evitar por todos los medios ponerse camisetas con publicidad y si es posible, no usar camiseta. Para trabajar o salir es siempre mucho más elegante la camisa o polo.
El color del cinturón siempre debe ser el mismo de los zapatos.
A diferencia de lo que normalmente se predica en el campo de la moda, mi opinión sincera es que primero tenemos que creernos elegantes por dentro, aprender a mirar, sonreír, hablar y sentir la elegancia desde el interior. Ser una bestia con un vestido elegante es tan sólo una bestia bien vestida, pero no más.
Un hombre elegante jamás se pondrá una corbata en una camisa con botones en los cuellos. Éstos son para camisas que no utilizan corbata.
Pero, sobre todo, hay que ser uno mismo teniendo en cuenta que el mayor objetivo de los seres humanos es la seducción. Algo que hacemos permanentemente con nuestros amigos, jefes, parejas, hijos, etc. Por esta razón, debemos interesarnos en lucir de una manera agradable en la forma de comportarnos y vestirnos.